viernes, 27 de mayo de 2011

¡Elegimos, Elegir!

Los Varones Antipatriarcales nos sumamos a la lucha histórica del Movimiento de Mujeres y Feministas para que el Congreso sancione la Ley de Interrupción voluntaria del embarazo impulsada desde la Campaña Nacional, entendiendo que la misma es una deuda de la Democracia que todavía niega a las mujeres la soberanía sobre sus cuerpos y la decisión autónoma sobre sus vidas.

¿Por qué elegimos Aborto Legal, Seguro y Gratuito?

Porque a pesar de la penalización, el hecho es que las mujeres abortan. En nuestro país se realizan aproximadamente 500 mil abortos al año.

Porque la penalización lejos de defender la vida multiplica las muertes, siendo 400 las mujeres que pierden la vida anualmente por abortar en condiciones inseguras.

Porque es el Estado el responsable de terminar con el negocio millonario de las corporaciones médicas y farmacéuticas alrededor del aborto clandestino, y de gobernar en forma independiente de los fundamentalismos religiosos, garantizando el efectivo cumplimiento de los derechos de todas las humanas.

Porque el acceso al aborto es una cuestión de derechos, y la distribución de derechos es una cuestión de poder.

Entonces deberíamos preguntarnos ¿Quiénes ejercemos el poder sobre las mujeres, negándoles la soberanía sobre sus cuerpos?

¿Por qué los varones deberíamos involucrarnos en esta lucha?

Por que como Varones debemos responsabilizarnos del lugar que ocupamos en el Sistema Patriarcal, realizando un profundo cuestionamiento de nuestra Masculinidad Hegemónica y de los privilegios que su ejercicio supone.
Porque la vivencia de la sexualidad masculina, como fuente de poder, se combina con una gran irresponsabilidad por la creencia de que el cuidado corresponde “naturalmente” a las mujeres, y la idea de que las consecuencias de no cuidarse no afectan a los varones. Esta omnipotencia se traduce en prácticas de riesgo y también de violencia.
Porque la empatía con una lucha de la que históricamente estuvimos al margen, habilitaría la posibilidad de deconstruir el egocentrismo y la indiferencia ante el dolor de nuestras pares.

Ni Machos, Ni Fachos
Elegimos Elegir
Aborto Legal Seguro y Gratuito

Colectivo de Varones Antipatriarcales

Este 31 de Mayo nos concentramos en Plaza dos congresos a las 18hs. para reclamar el tratamiento de la Ley de Interrupción Voluntaria del embarazo.

varonesantipatriarcales@gmail.com
colectivodevaronesantipatriarclaes.blogspot.com
www.facebook.com/colectivodevaronesantipatriarcales
Twitter/@nimachonifachos

miércoles, 18 de mayo de 2011

28 de mayo -Día Internacional de Acción por la Salud de las Mujeres


Acto y Festival
 31 de mayo, 18 hs. Plaza de Los Dos Congresos 
Ciudad de Buenos Aires
“Aborto Legal, una deuda de la democracia”

La Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito y numerosas organizaciones convocamos a manifestarnos para la discusión y aprobación del Proyecto de Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo.
Contaremos con la presencia de artistas populares y el testimonio de legisladoras/es, personalidades de la cultura, intelectuales, periodistas, dirigentes sociales y políticos,  muchos de ellos firmantes del proyecto y de la solicitada por el aborto legal que se publicó el 8 de abril de 2011.
El aborto legal es un tema central de respeto a los derechos humanos y la salud de las mujeres. Su penalización y su ilegalidad no impiden que se practiquen alrededor de  500.000 abortos por año y el hecho de que no estén garantizadas condiciones sanitarias dignas, seguras y gratuitas profundiza la inequidad y hace que mueran mujeres, en general jóvenes y pobres, en nuestro país.
Es por eso que en convocamos a este acto y festival artístico para sumar voluntades para que el 2011 sea el año del aborto legal en la Argentina.
EDUCACION SEXUAL PARA DECIDIR. ANTICONCEPTIVOS PARA NO ABORTAR. ABORTO LEGAL PARA NO MORIR

Contactos:  Cecilia Lipszyc 15 4175 0007; Florencia López 15 3196 2575; Martha Rosenberg 15 588 7443; Olga Cris tiano 15 6647 8457

lunes, 9 de mayo de 2011

Caso de Homofobia en Oberà Misiones

Las Bestias estàn sueltas
Publicado en SOY/ Pàgina 12/ viernes 6 de Mayo de 2011
En la localidad de Oberá, provincia de Misiones, el artista plástico Maximiliano Zúñiga fue detenido arbitrariamente en una discoteca, salvajemente golpeado y violado en una celda con la anuencia de los policías de turno en la comisaría zonal. Toda esta violencia, que está siendo denunciada a pesar de las intimidaciones, pone de manifiesto lo peligroso que resulta que todavía haya fuerzas de seguridad provinciales habilitadas mediante códigos contravencionales para detener a las personas sin motivo o aludiendo a opinables razones morales, como sucede también en Córdoba o Catamarca.
Por Diana Sacayán
Maxi, contame algo de vos, cómo y cuándo llegaste a Argentina, con qué proyectos...
—Tengo 37 años y llegué a Argentina en febrero del año 2010, luego de haber postulado para un cupo universitario en la Embajada de Argentina en Chile, estuve estudiando profesorado en Artes Plásticas mención Muralismo en la Universidad Nacional de La Plata durante un semestre y después me trasladé a la provincia de Misiones a cursar el taller de extensión de Cerámica de la Facultad de Artes y Diseño de la Universidad Nacional de Misiones. Conjuntamente tomé clases de telar de peine e impartí clases de técnicas textiles en el Departamento de Capacitación del Municipio de Oberá y en el Centro de Desarrollo Sustentable Mama Roja. Vine aquí en busca de mejor calidad de vida, tranquilidad, crecimiento personal y para adquirir nuevos conocimientos en cerámica, ya que se complementa con mi trabajo textil. Este año 2011 comencé la carrera de Tecnología Cerámica en la UNM. Lamentablemente mis proyectos personales y sueños en estas tierras se vinieron abajo por un hecho que va a dejar una profunda huella en mi historia personal.
¿Qué fue lo que pasó?
—Fuimos a bailar con mi hermano, César, y un amigo chileno, Claudio, que vino a visitarnos. Habíamos llegado a la discoteca Glam como a las tres y media y a las cinco fui detenido por una policía acompañada de dos colegas, quienes me acusaron falsamente de haber tirado un vaso de cerveza a una chica. Mi hermano y mi amigo les pidieron a los policías que no me llevaran detenido, que nos retiraríamos a nuestra casa en remis. De todos modos, los dos policías hombres me llevaron en la patrulla sin ningún tipo de resistencia por mi parte, más que apelar a la injusticia, a la corrupción, al maltrato, a las injurias, calumnias y a su abuso de poder.
¿Qué pasó cuando llegaste a la comisaría?
—Me tomaron datos y me golpearon en la cabeza dejándome inconsciente (era de noche, el lugar en donde me golpearon era oscuro y sólo recuerdo los golpes que me tiraron inmediatamente al piso), quedé con heridas en la mano izquierda posiblemente causadas por pisadas u objetos cortantes, heridas e hinchazón en el codo izquierdo, dolores internos en la espalda, coxis y piernas (existen fotografías y certificado médico que prueban lo que digo). Media hora después, cuando estaba semiinconsciente, me metieron al calabozo y en algún momento ingresaron a un adulto a la misma celda en que yo estaba. La policía le dijo a este hombre, claramente: “Allí tienes un puto para que te cojas”.
Yo estaba en estado de shock y muy dolorido por los golpes, por ende no pude pedir ayuda y aunque lo hubiese hecho los policías no hubieran hecho nada para detener el abuso. Estoy seguro de que fue a propósito el ingreso del reo a mi celda; la ignorancia, el odio y la estupidez humana a veces no tienen límite.
Por el ruido de la puerta metálica de la celda y las palabras del policía recuperé la conciencia y entendí lo que estaba pasando. Un preso me violó, un tipo del cual solo recuerdo el olor, ya que la celda era lúgubre y ni siquiera tuve oportunidad de verlo.
Sería estúpido preguntar qué sentís después de semejante situación.
—En este momento siento que mis derechos humanos fueron totalmente pisoteados creando una huella imborrable en mi historia personal, fue revivir la historia de mi tío muerto tras recibir golpes por parte de la policía en tiempos de dictadura en mi país. Jamás viví un hecho tan violento en contra de mi integridad como persona, violencia injustificada y un post trauma de paranoia y fobia a los lugares públicos.
¿Presentaste formalmente tu denuncia, hay una causa judicial?
—La causa está a cargo del juez de Instrucción II, Horacio Alarcón, pero además busqué apoyo en distintos organismos sin mucha suerte. El asesor legal de la universidad, en otras palabras, me dijo que los hechos quedarían impunes y que sería mejor regresar a mi país, inclusive me cuestionó el porqué de mi decisión de estudiar en Misiones. Que una vez que mi caso saliera a los medios de prensa iba a comenzar la persecución de la policía. Y así fue, fui amedrentado y hasta hubo un disparo contra la puerta de mi domicilio.
Es como una película de terror lo que te toca vivir.
—Es absolutamente increíble la situación que estoy viviendo aquí, en estos momentos soy doblemente víctima y me encuentro en total desamparo y desprotección, ya que los llamados a cuidar por mi integridad física son los propios policías. Recién 10 días después de mi denuncia en ese organismo fui contactado por la Delegación Misiones del Inadi para ofrecerme asistencia psicológica. La verdad es que sólo me siento apoyado realmente por la organización LGBT Misiones.
¿Ya conocías a esa organización?
—No, ellas se enteraron a través de militantes sociales de mi caso e inmediatamente me brindaron todo su apoyo. Que me ayuda a superar el miedo en el que vivo. Porque ahora me siento amenazado, estoy escondido y tuve que dejar mis estudios. Pero no pienso irme de Misiones.
¿Se te cruzó por la cabeza regresar a Chile?
—Sí, la verdad que sí. Pero decidí quedarme para dar la cara y seguir la denuncia para que esto no quede impune. Porque en el interior es totalmente distinto a Buenos Aires, cuando el año pasado se hizo una manifestación de apoyo al matrimonio igualitario que sumó unas 50 personas, fueron corridas a golpes por militantes católicos. Y según me contaron las chicas de LGBT, hace dos años hubo un hecho muy grave: el asesinato de un psicólogo de la CTA que también era gay. Y también el homicidio de una joven travesti de 22. Lo que me pasó a mí no es un hecho aislado, sino que responde a un contexto social que protege a los agresores

domingo, 1 de mayo de 2011

260 razones para no callar

En el año 2010, 260 mujeres fueron asesinadas en la Argentina producto de la violencia machista, ejercida por varones cercanos a ellas. La violencia de género no sólo está cobrando mayor visibilidad, sino que también crece como reacción masculina ante la pérdida de poder y privilegios. 

Como parte de esta mayor visibilidad los varones podemos reaccionar de varias maneras. Modificando nuestras  prácticas cotidianas, intentando llevar adelante la igualdad en los hechos. O sacar provecho de ésta situación, poniéndonos como actores estéticos de una lucha que poco nos modifica e interpela. Así aumenta nuestro protagonismo y nuestro ego, cambiando las formas de un privilegio que sigue intacto.  
La iniciativa de “260 Hombres contra el Machismo”[1] a primera vista podría verse como “un aporte más”, “que visibiliza” y “suma”,  no es más que los efectos no deseados de las luchas que genuinamente llevamos otros, otras y otrxs en el camino de la emancipación de la dominación hetero-patriarcal.
Desde el Colectivo de Varones Antipatriarcales (LP) no creemos que nuestro lugar en la lucha antipatriarcal deba ser desde el acompañamiento silencioso. Entendemos a las mujeres feministas como el sector más dinámico de la lucha contra el Patriarcado, pero no como el único sujeto que pueda plantearse la lucha contra el machismo, la misoginia, la homo-trans-lesbofobia.
En ese sentido es que nos sumamos a éstas luchas con vocación de generar articulaciones desde la base, construyendo un nosotrxs diverso, conscientes de que ocupamos una posición de poder que debemos abandonar y cuestionar, pero también conscientes de que para ello debemos hacerlo sin medias tintas, apasionadamente, rompiendo con el modelo masculino de referencia ante los ojos de una sociedad que también nos pretende normativizar a los varones. 
La denuncia de la violencia de género, los nombres y rostros de las mujeres asesinadas en la Argentina, no pueden ser utilizados para cazar subsidios, hacer campaña electoral o para crear “chapa” como el tal “Instituto Nacional de Hombres contra el Machismo”. De momento, sólo conocemos su nombre por algunos medios, pero nos preocuparía saber que allí se destinen fondos públicos cuando la flamante ley de erradicación de la violencia hacia las mujeres tiene un presupuesto vergonzoso.
Deconstruir la masculinidad hegemónica, supone convicción, no conveniencia. Gatopardismos masculinos como el Bruera, intendente de una ciudad dónde brotan prostíbulos como soja en la pampa, son los que confirman la necesidad de lo que Alicia Puleo llamó la “hermenéutica de la sospecha feminista”. 
Hasta de nosotros sospechamos, por eso no callamos. 
Ni machos, Ni Fachos. Oportunistas tampoco.
[1] Algunos videos dónde puede apreciarse “el contenido” de la iniciativa.  http://www.youtube.com/watch?v=Nl8-EOD3MkQ&feature=player_embedded#at=20